'La prensa libre debe abogar siempre por el progreso y las reformas. Nunca tolerar la injusticia ni la corrupción. Luchar contra los demagogos de todos los signos... Oponerse a los privilegios de clases y al pillaje público... Ofrecer su simpatía a los pobres y mantenerse siempre devota al público'. 'El periodismo verdadero se asegura de no parcializarse jamás, pase lo que pase... Si el periodismo es ético y profesional ofrecerá las dos caras de una moneda, la versión de cada bando en un conflicto, y las mostrará siempre en partes iguales... Si no lo hace, entonces no es periodismo: Es sólo basura, y de la peor clase, es decir, la típica basura que se vende a si misma a cualquier otro interés político o económico distinto de la verdad real de las cosas'. Joseph Pulitzer.

Amigos de Contextus RadioVideo Digital

Amigos Proyecto Contextus en NetworkedBlogs

Vacaciones en Europa, en tiempos de recesión Por: Juan Carlos León


Vacaciones en Europa en tiempos de recesión

Por: Juan Carlos León
Columnista Invitado

La revolución cubana lleva más de medio siglo en el poder. Decirlo es una cosa; vivirlo es otra, sino pregúntenle a los 13 millones de cubanos que hemos sido víctimas de una de las dictaduras más crueles y sanguinarias que jamás conoció la humanidad, la cual es la causante de la división de miles de familias.
Desde un principio Fidel fue el líder de un grupo de jóvenes que quería lo mejor para Cuba, pero una vez que triunfó la revolución todo cambió para desgracia nuestra. Poco a poco  el mayor de los Castro fue cambiando la constitución del país a su conveniencia y, a todo aquel que se le atravesó, le pasó la cuenta (lo eliminó).
Silenciar a la oposición ha sido siempre una de las tácticas de los regímenes totalitarios. Dictadores como los Castro, Chávez, Ahmadineyad, entre otros, no permiten que nadie opine diferente a ellos, pero esto puede convertirse en un arma de doble filo para estas dictaduras, ya que son bombas de tiempo. La gente va acumulando una serie de rencores y frustraciones que tarde o temprano terminan por explotar.
En todo este proceso revolucionario cubano Raúl Castro nunca ha significado nada, siempre ha sido un protegido de Fidel y, aunque tomó las riendas del país en el 2006 porque su hermano mayor enfermó gravemente, el pueblo no le ha ofrecido el apoyo y el respaldo que él esperaba.
Uno de los mayores errores –entre los tantos que cometió- de la dictadura castrista fue que no se preparó al “sustituto”, quiere decir, que no existe un relevo para Fidel. Cuando el caudillo desaparezca, también desaparecerán con él todas sus ideas maquiavélicas y comunistas.
El señor Fidel Castro es el cerebro del mal que ha agobiado a nuestro pueblo por más de cinco décadas. El es el principio y fin de la revolución cubana. Cuando él muera se llevará a la tumba sus malditas ideas revolucionarias y nuestro pueblo volverá a ser libre. Cuba recuperará todo este tiempo perdido y todos los cubanos viviremos en paz para siempre como un sólo pueblo. ( http://bitacoraparticipativa.blogspot.com )
Fotografía: Internet